CAPÍTULO 1

Impulsa el crecimiento de tu empresa con una estrategia de contenidos sostenible

Reduce, reutiliza, recicla.

Sin duda ya habrás oído esta frase antes. Se popularizó en la década de 1970 para reducir la generación de residuos y fomentar el reciclaje, en una época en que todos los sectores se decantaban por lo nuevo. Así surgió el auge de las bolsas de compra reutilizables, las tazas de viaje ecológicas y el Veganuary.

Y tiene todo el sentido. Cuando reutilizas y readaptas lo que ya tienes, generas menos residuos. Cuando no siempre optas por comprar algo nuevo, ahorras tiempo, dinero y recursos. Y aprovechas al máximo lo que ya tienes.

Si aplicas la lógica y los principios de sostenibilidad a la estrategia de contenidos de tu empresa, tendrás mucho que ganar en términos de mejora de los procesos y de ahorro de costes.

Capítulo 2

Por qué la experiencia es fundamental para impulsar el cambio

Según un estudio de Research Dive, se estima que, para el año 2026, el sector global del marketing de contenidos habrá generado unos ingresos de 137 millones de dólares.

Existe una gran competencia para atraer al público, y las empresas cada día están generando más contenido a fin de satisfacer las necesidades de los clientes. Blogs, emails, publicaciones en redes sociales, artículos de formato largo, etc. Es un trabajo cada vez más exigente. Por no mencionar el hecho de que lo que los clientes quieren, sobre todo, contenido hiperpersonalizado. Contenido que se adapte a su customer journey individual, a las cosas que les gustan y les desagradan.

Y mientras intentan adherirse al estándar de oro en cuanto a contenido, los equipos también deben superar los desafíos que representan los sistemas heredados y los datos aislados. Por no mencionar las deficiencias en los procesos, rutinas, estrategias y funcionalidades relacionados con el contenido.

Parece una batalla imposible de ganar. Pero la verdad es que la experiencia lo es todo. Ofrecer resultados realistas que hagan realidad las aspiraciones relativas a la CX consiste en maximizar el valor, no solo en sobrecargarse de tecnologías nuevas y complejas.

Capítulo 3

Las tres R del contenido sostenible

Evitar que tu equipo se quede atascado en el cenegal del contenido no es una cuestión de suerte. Se trata de una cuestión de experiencia, y es fundamental asegurarse de disponer:

Un banco de imágenes al alcance de la mano.

Activos de la marca a solo un clic.

Gran cantidad de contenido ya usado guardado en un almacén central.

Cuando todo está disponible, resulta fácil de localizar y está acompañado por las estadísticas que necesitas para identificar el contenido que mejor funciona, el trabajo es mucho más sencillo. Un único centro de contenido optimizado te ofrece un panorama de 360 grados de tu contenido, lo que te permite tomar el control del ciclo de vida del contenido. Es la base perfecta para implementar tu plan de crecimiento sostenible.

Por eso es hora de conocer las tres R del marketing de contenidos, y de descubrir cómo pueden ayudarte y cómo puedes aplicarlas.

  • Reduce la necesidad de crear contenido nuevo. La adopción de un enfoque sostenible en tu estrategia de contenido te permitirá reducir el tiempo que dedicas a crear nuevas publicaciones en blogs, artículos, vídeos e infografías, así como a buscar recursos existentes, mientras que la optimización de los procesos y la mejora de la colaboración también reducirá los costes asociados cuando debas crear contenido nuevo.

    A menudo, la razón por la que resulta tan difícil reducir la cantidad de contenido nuevo es porque simplemente no puedes localizar activos ya existentes. Con la centralización de todo el contenido en un único lugar y la eliminación de los silos de contenido, te sorprenderá descubrir lo fácil que resulta crear menos contenido, para, sin embargo, generar más valor.
  • Reutiliza el contenido y los activos. Sal del bucle de la creación de nuevo contenido y empieza a utilizar contenido ya existente.

    La modularización del contenido es un gran método para la reutilización del contenido. Se trata de un proceso que consiste en crear bloques más pequeños de contenido, los cuales se preaprueban, almacenan y reutilizan en todos los canales. Te permite compartir tu visión de marca de manera consistente y rápida. Se pueden crear rápidamente nuevos activos mezclando y combinando bloques de contenido preexistentes que ya han pasado por el proceso de aprobación, lo que te permite ahorrar tiempo y recursos valiosos.
  • Readapta tu contenido. Localiza cuáles de tus activos ofrecen un mejor rendimiento y vuelve a utilizarlos.

    Cuando creas contenido nuevo, ¿durante cuánto tiempo lo promocionas? ¿Unos días? ¿Un par de meses? Probablemente dentro de poco habrá otro contenido nuevo que lo reemplace.

    Entre estos activos descartados, hay piedras preciosas ocultas que una vez lograron hacer grandes cosas. Tal vez impulsan el tráfico, pero no las conversiones. O quizás sí sirvieron para impulsar las conversiones, pero ahora nadie los ve. Este es el tipo de activos que solo necesitan una ligera modificación y optimización para estar listos para volver a funcionar.

Capítulo 4

Impulso al crecimiento empresarial mediante contenido sostenible

Un enfoque sostenible de la estrategia de contenidos es la mejor manera de crear conexiones duraderas con los clientes a través de contenido personalizado. Eso te permitirá ofrecer el volumen y la calidad del contenido que necesitas, sin por ello sobrecargar a tu equipo de marketing ni abrumar a tus clientes.

Cuando te des cuenta de que el marketing de contenidos cuesta un 62% menos que el marketing tradicional, mientras que genera el triple de oportunidades, serás consciente de que una estrategia de contenido sostenible sin duda impulsa el crecimiento empresarial, lo que se traduce en un ahorro de costes que no puede igualar el resto de esfuerzos de marketing.

Disponer de las herramientas y la tecnología adecuadas es esencial para garantizar que tu estrategia pueda ofrecer exactamente lo prometido.

De hecho, uno de los hallazgos más importantes del estudio "Poor Content Execution is Sinking Marketers' Grand CX and Brand Visions" es la brecha que existe entre la estrategia y la entrega de la CX. Menos de un tercio de los responsables de la toma de decisiones de marketing encuestados cree que sus clientes ven un contenido que se corresponde con la visión de la CX que tienen sus empresas.

Un centro de contenidos que se integra fácilmente con otras plataformas permite una creación y gestión más sencillas del ciclo de vida integral del contenido. Permite centralizar todos los activos, por lo que son fáciles de localizar, y mejorar la velocidad, la escala y la calidad de la producción para maximizar el valor del contenido. Al colaborar mediante un flujo de trabajo más visible donde es posible armonizar todos los equipos, se consigue aplicar las tres R del marketing de contenidos y lograr un mayor éxito.